Gestión empresarial en Japón: Una visión general.

Comparte esto:
Share

En la actualidad, existe un gran interés por la Gestión empresarial en Japón que ha llevado a realizar numerosos estudios sobre esta por todo el Mundo.

Este interés se extiende a países occidentales, en un intento por comprender el éxito industrial y comercial japonés después de la derrota sufrida en la Segunda Guerra Mundial. Sobre todo, cuando se trata de un país pequeño y pobre en recursos, sometido a constantes terremotos y maremotos que harían pensar que su prosperidad es algo imposible.

Pero convertir una nación aparentemente pobre en una potencia mundial, ejemplo de paz y prosperidad no es imposible. Y en ese sentido, las empresas japonesas han jugado un papel primordial para convertir a Japón en un país que ofrece a sus habitantes un nivel de vida material y cultural elevado.

El éxito de empresas como Honda, Toshiba, Toyota o Mitsubishi, tanto como motor de bienestar social, así como en materia de productividad y competitividad ha sido tal que, en países como la India, México o Brasil; intentan comprender y emular su estilo de gestión con la intención manifiesta de alcanzar un nivel de eficiencia similar al conseguido por el país nipón durante las últimas décadas.

Sin embargo, comprender el estilo gerencial japonés no es tarea sencilla; ya que en realidad se trata de un conglomerado de prácticas y tradiciones, profundamente arraigadas en la Sociedad japonesa, que tienen su origen en la particular Historia de Japón.

La influencia de religiones y filosofías como el Budismo, el Shintoismo y el Confucianismo moldearon la estructura social japonesa durante miles de años con un afán de búsqueda de la Armonía en todas las cosas que, se extiende al estilo de liderazgo japonés en los negocios.

Y en particular, la influencia del Bushido y el legado Samurai en Japón llegaron a un punto en el que no había nada que escapase a su control, gracias a la larga dictadura que la casta guerrera impuso al país, se formó una sociedad con una cultura colectivista que se ha trasladado al ambiente de trabajo del Japón actual; basándose en una relación maestro-discípulo (sempai-kohai) en la que se forman vínculos personales muy fuertes entre los trabajadores.

El resultado de la aplicación de todo este conglomerado de valores y tradiciones en las empresas se puede resumir en:

  • Toma de decisiones por consenso entre los empleados y los directivos
  • Promoción del compromiso con la organización y los equipos de trabajo
  • Preponderancia del trabajo en equipo por encima del trabajo individual
  • Altos niveles de comunicación en sentido vertical, con realización de propuestas que son discutidas y aprobadas por consenso
  • Implicación y lealtad con la organización en todos los ámbitos de la vida personal. El compromiso incluye que el comportamiento de los trabajadores y directivos fuera de la empresa sea acorde con el consenso logrado por la organización
  • La vida personal se ve influenciada por la empresa por actividades sociales y de ocio organizadas para reforzar el compromiso y el trabajo en equipo

 

Sin embargo, entender la gestión empresarial japonesa y su estilo de liderazgo requiere familiarizarse con el conglomerado de tradiciones y costumbres que desembocan en los siguientes términos, tan utilizados en la empresa japonesa, de manera resumida:

 

Los siete espíritus de Konosuke Matsushita.

Se trata de unos valores de liderazgo profundamente enraizados en Japón, creados por el filósofo y empresario Konosuke Matsushita, con la firme creencia de que una empresa grande es responsable de ayudar en la prosperidad de toda la Sociedad.

Con esta conciencia social desarrolló siete principios que son el fundamento de la cultura empresarial japonesa en la actualidad, estos son:

  1. Servicio al público proporcionándole productos y servicios de alta calidad a precios razonables
  2. Imparcialidad en los negocios y la conducta personal
  3. Trabajo en equipo basado en la confianza y el respeto
  4. Mejorar siempre las acciones personales y corporativas
  5. Demostrar cortesía y humildad, respetando los derechos y necesidades de los demás
  6. Actuar en consonancia a las Leyes de la Naturaleza, respetándola para adaptar las acciones al entorno que nos rodea
  7. Gratitud por las bendiciones, dar las gracias por lo obtenido

Son principios rectores que se utilizaron en las empresas de Matsushita, y que sirven de modelo para las empresas japonesas de la actualidad.

Metodología de las 5S.

Es una técnica de gestión japonesa creada por Toyota que se basa en cinco principios simples, cuyos nombres en japonés empiezan por “s”, que son:

  1. Seiri: Eliminar lo que sea inútil del espacio de trabajo
  2. Seiton: Organizar el espacio de trabajo con lo necesario
  3. Seiso: Mantener el orden y limpieza del espacio de trabajo
  4. Seiketsu: Señalar defectos y anomalías
  5. Shitsuke: Mejorar continuamente

 

Andon.

Es un sistema de alerta visual utilizado para detectar problemas en un proceso de producción; con una complejidad variable a la hora de señalar fallos.

Burakku Kigyo.

Término proveniente del inglés “Black Company” que se utiliza para describir ambientes de trabajo que no tienen Armonía, de acuerdo a los estándares japoneses.

Genba.

Implica que los problemas siempre son visibles, identificables y solucionables después de un concienzudo análisis.

Genchi Genbutsu.

Relacionado con Genba; implica que un problema sólo puede ser solucionado si se va a comprobar su existencia, para poder entenderlo.

Heijunka.

Es un proceso de producción implementado por Toyota que busca reducir el desperdicio de recursos. Su visualización se hace mediante el Diagrama Heijunka o Heijunka Box.

Ho-Ren-So.

Es una fórmula memotécnica japonesa que resume las reglas que rigen la comunicación dentro de una empresa, que son:

  1. Hokoku: Es el deber de comunicar el resultado de un proceso u operación de un subalterno a su superior
  2. Renkaku: El deber que tiene un líder de comunicar al equipo las decisiones tomadas
  3. Sodan: El deber de consultar y debatir para crear consenso y Armonía en la empresa

Se trata de una filosofía de comunicación muy útil en los negocios para detectar problemas.

Hoshin Kanri.

Es un sistema de planificación en 7 pasos, en el que los objetivos de la empresa son comunicados a todos los niveles y preparar al personal en su tarea de alcanzarlos.

Se trata de un sistema de planificación japonés surgido después de la Segunda Guerra Mundial que se ha difundido por todo el Mundo.

Kaikaku.

Significa cambio radical en japonés. Este término se utiliza en los negocios para describir la necesidad de cambios importantes en un sistema de producción. Es otro de los aportes de Toyota en la cultura empresarial japonesa.

Kaizen.

Proceso de mejora continua, basada en acciones concretas, pero simples y de bajo coste en la medida de lo posible.

Implica a todos los trabajadores de una empresa en un sistema para crear mesas de discusión, en la que se hacen debates para alcanzar un consenso que lleve a tomar las medidas de cambio necesarias.

Kanban.

Es un sistema de información visual, también conocido como sistema de tarjetas, que busca controlar la producción de una empresa bajo el concepto “Just in Time” siempre bajo el principio de Armonía tan fuertemente arraigado en la mentalidad japonesa.

Obeya.

Es un método para la gestión de proyectos utilizado por Toyota, básicamente se trata de reunir a todas las partes implicadas en un mismo sitio para reducir el tiempo de desarrollo para un producto.

Poka-yoke.

Es una técnica de control de calidad implementado por las empresas japonesas con el fin de evitar errores, sabotajes o accidentes mediante la instalación de dispositivos que imposibiliten los defectos en un producto.

Con esto se puede entender que la gestión japonesa no es un fenómeno planificado sino el resultado de la evolución histórica de un pueblo que se ha convertido en ejemplo para todo el Mundo.

Comparte esto:
Share